MÁS DE 100 PARTOS HAN SIDO ATENDIDOS EN EL HOSPITAL COMUNITARIO DE LORETO

Comparte con tus amigos

Hasta antes de esta administración estatal no se atendían partos en esa unidad de salud ‘por falta de médicos especialistas’, de modo que los bebes loretanos tenían que nacer en otros municipios

De septiembre de 2019 a octubre de 2020 más de 100 de partos fueron atendidos en el Hospital Comunitario de Loreto de la Secretaría de Salud, como resultado de los esfuerzos que el Gobierno de Baja California Sur ha emprendido en cinco años de gestión, para fortalecer la prestación de servicios a la población que carece de derechohabiencia mediante el restablecimiento de especialidades médicas.   

Hasta antes de esta administración estatal, los loretanos nacían en otros municipios debido a que las pacientes embarazadas se trasladaban a Comondú o La Paz para dar a luz, ya que en Loreto no se tenía un especialista en la materia; sin embargo, esto cambió favorablemente desde 2016, cuando Gobierno del Estado contrató un especialista para el hospital de esa comunidad, indicó el secretario de Salud, Víctor George Flores.

Al poderse realizar hoy estos procedimientos en la primera capital de las Californias, se evitaron los gastos por traslados a las familias de las 106 mujeres que durante este periodo tuvieron un parto favorable, en condiciones seguras para ellas y para sus hijos, con lo que se protegió el activo más valioso de nuestra sociedad que son las nuevas vidas y las de sus madres, expresó.

“Al tener un especialista en Ginecoostetricia no solo se favorece el desarrollo del parto, sino la salud materna y perinatal en general que va desde la atención pre gestacional, el control prenatal integral, la consejería durante la edad fértil, el embarazo, parto y puerperio en metodología anticonceptiva y anticoncepción post-evento obstétrico, con énfasis en adolescentes y mujeres con enfermedades concomitantes; así como consejería desde el embarazo durante el parto y el puerperio para una lactancia exitosa”, añadió.

Con esto también se fortalece el envío de pacientes con emergencias obstétricas y neonatales de manera efectiva a unidades médicas con mayor capacidad resolutiva, como es el hospital Juan María de Salvatierra, donde se cuenta con equipo y especialistas para tratar alguna condición crítica y evitar desenlaces fatales.

Finalmente, George Flores recalcó que desde que se presentó la pandemia, los servicios de atención en el embarazo, parto y durante el puerperio se han apegado a los protocolos específicos para la prevención del COVID-19 que son claves para cuidar la salud tanto de la paciente y su producto, como del personal operativo que labora en el hospital, finalizó.

 

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: